3 de febrero de 2012

EL VUELO




- ¿Tenés todo? – dijo papá.
- Sí - respondí
- ¿Pasaporte, pasajes?
- Sí, papá ya te dije que sí.
- Bueno…, disculpá, voy a poner algo de música si no te molesta.
- ¿No querés hablar? - le pregunté
- Prefiero manejar con música - contestó.
- Está bien, estuviste callado toda la semana, ¿no tenés nada que decir?
- Ya te dije, yo quiero lo mejor para vos y si lo mejor es que vivas en Los Ángeles te voy a apoyar.
- Y querés musicalizar éste momento ¿no?
- ¿Qué decís?- dijo y giró su cabeza hacia mí.
- Te ví anoche seleccionando temas - dije decidido.
- Sí, cargué unos temas en el bichito éste… Creí que dormías.
- ¿Te puedo hacer una pregunta más?
- ¡Estás preguntón hoy, ¡che!
- Una más – insistí.
- Bueno… ¡Dale!
- ¿Por qué le pusiste “sin nombre” a la carpeta?
- ¿Queeeé?
- Ahí... Ahí dice sin nombre.
- Ah, no sabía qué nombre poner, es eso. Como no tiene nombre lo que siento hoy… Es alegría por vos y tris…
- ¿Estás triste, pa? - interrumpí. Fue una pregunta inoportuna, decidí cambiarla. - ¿Quiénes son éstos?
- ¿Estos?... Thin Lizzy
- Suenan bien, ¡eh!
- Sí, suenan, además es una de mis bandas favoritas.
- ¿Posta?
- Sí, cabezón.
- Hace rato quería preguntarte algo…
- Decime.
- ¿Qué significa para vos el rock, pa´?
- ¡Qué sé yo!... Para mí el rock es la música de mi adolescencia.
- Vos sabés que el papá de Jhonny ¿viste? escucha Dyango el chabón.
- Y bue... Hay de todo. No me mires así... Ya sé que papá está grande, que debería escuchar otras cosas, algo más melódico, pero a papá le gusta esto, me estremece ésta música, ¿qué voy a hacer?
- ¿Estremecer? ¿Cómo?
- Sí, estremecer… qué sé yo, como cuando te tiras a la pileta en un día de mucho calor y el agua está muy fría y al rato empieza a gustarte y ya no podés salir, no querés salir. Eso es estremecer, eso es la música para mí. Claro que a veces escucho otras cosas. Pero no puedo evitar escuchar de vez en cuando algo que me emocione, ¿comprendés?
Mi viejo se había embalado y quedaban pocos minutos de viaje hasta Ezeiza.
- Mirá - continúo. Nunca hablé de esto con nadie... yo preparaba dos cassettes: uno para la ida y otro para la vuelta a la facultad. Las pilas se consumían muy rápido y la radio era una buena opción, sobre todo para tapar el sonido ambiente de la General Paz. Iba todas las mañanas desde casa hasta Ciudad Universitaria en el 28 semi-rápido.
Para mí - continuó mi viejo - era deprimente escuchar radios fm como la Aspen con temas de Phil Collins tan temprano, ¿viste? Entonces armaba mi propio compiladito rockero y el viaje se hacía más ameno. ¡Llegaba desinformado pero feliz!
En la madrugada, mientras preparaba las entregas para la facultad, escuchaba a Dolina... ¿Sabes qué cabeza?, el rocanrol me cambió la vida, en más de una oportunidad hubo canciones que me han sacado de esos pozos depresivos que sólo si fuiste y sentiste como adolescente podés entender…
- Nunca te escuché hablar así - quise decir algo inteligente y dije esa boludez.
- Siempre hay una primera vez- comentó papá - En definitiva acá estoy, tachero, tranqui, pero insatisfecho... ¿Para qué te voy a mentir? El taxi nos dió de comer, con el taxi pude darte una educación y con el taxi estamos yendo a Ezeiza. Es contradictorio para mí, siento que no alcanzó, ¿entendés?
- Bueno papá, ¡tampoco la pavada! Además vos no sos como los boludos de la parada. Ellos son diferentes… Más… más -no quise ser tan duro- clásicos digamos.
- Te digo más- continuó papá como si no me hubiese escuchado - Esto queda entre nosotros ¿tamo? A la madrugada paro en un café y los escucho, ¿viste?, porque yo siempre escucho. Y hablan al pedo, opinan sobre ustedes los adolescentes y yo me pregunto si alguna vez tuvieron quince años.
- ¿Por qué?
- ¡Porque parece que nacieron viejos, che! Cajetean todo el tiempo, yo que no entiendo eso de la crin, crinf…
- ¡Creamfields!
- ¡Esa mierda! No comprendo esa música, eletrónica, ¿eh? Pero no por eso tengo que ser tan prejuicioso, mi viejo, tu abuelo... murió sin saber quién fue Lou Reed y eso no significa que fuera un anticuado para mí. El viejo Lou sigue siendo un artista del carajo y mi viejo el tipo más íntegro que conocí.
Papá respiró profundo, yo quería que ese momento no terminara. Fijó la mirada al frente como si buscara las palabras en el asfalto de la autopista Richieri y dijo algo que no voy a olvidar jamás:
- ¿Sabés qué, cabezón? Fuera de joda ¿eh? Ojalá algún día la música te llegue y cale tan hondo en el alma como a mí, ojalá algún día alguna expresión artística te conmueva, ojalá algo por básico que sea te saque del montón, te ayude a ver en perspectiva y puedas contemplar la realidad con todos los sentidos... La música no sólo se escucha, se siente, trae aromas. Pocas cosas me han llegado tan profundo como el sonido de una armónica… el sonido de un piano, pero esos podridos de New Orleáns, ¿viste?, en mi puta vida estuve ahí, pero estuve, ¿entendes?. ¡Benditos esos blancos ingleses que reivindicaron a los negros americanos!, hicieron versiones de sus canciones y pudieron conocerlos en el mundo entero. A esos, a los que se la juegan donde todos se hacen los pelotudos… Se hubiesen quedado con su música pasatista de post guerra, sin embargo escuchaban música margineta norteamericana, como lo fue alguna vez el tango, ¿entendés?, acá, en Argentina, en Buenos Aires, digamo´, el tango alguna vez fue marginal, música de cabarulos, de conventillos…
- ¿En seeerio?
- !Sí! Y todos esos músicos ingleses que hoy pisan los setenta, alguna vez tuvieron dieciocho, diecinueve años como vos. Frecuentaban los bares de las afueras de Londres y mamaron el blues y el rocanrol como si estuvieran en el delta del Mississippi.  Les agradezco, ¿viste?, a ellos que no necesitan explicar nada, que siguen escuchando lo que sienten como a los veinte…
- Acá hay que doblar, papá.
- Tenés todo me dijiste ¿no?
- Sí- respondí-. Vos sabes que ayer cuando contaba de mi trabajo en una disco noté que el tío y la tía se burlaban de mí...
- ¡No les des bola a esos fracasados que vas a terminar igual que ellos!- sentenció mi viejo - Una cosa más, si alguna vez ya grande seguís escuchando lo mismo que ahora y alguien te dice que tenés que cambiar, madurar, escuchar otra cosa... Dyango, vals, bolero o Mongo Aurelio, consejo de un gil: hacé la tuya hijo, escuchá a tu corazón y vas a tener la respuesta, no pienses tanto como yo, mirá cómo terminé...
- Vos siempre decís que a un caballero sólo…
- … le interesan las causas perdidas- completó papá. No me hagas caso, dame un abrazo… Andá, andá, dale, que sale tu vuelo… ¿Tenés carilina? Tomá mi pañuelo… Dale que tengo que entregar el taxi a las cuatro.
Mi viejo intentó mostrarse duro, pero sus ojos estaban vidriosos. Nunca lo vi llorar y ese día no fue la excepción. Subí al avión, saqué mi ipod touch y busqué la carpeta "sin nombre" que pude copiar mientras papá dormía. Puse "King of the blues" de Gary Moore y no pude pensar en otra cosa que en él y sus palabras.
Pasaron muchos años de aquel día. Mi carrera como DJ en Los Ángeles tuvo momentos de éxito y de bajones. El balance es más que positivo, hice lo que quería: laburar de lo mío. Volví a la Argentina el domingo, me instalé en el departamento que le compré a papá en Capital. Miré el reloj, tomé el ascensor y salí de la cochera a los pedos. El cementerio cierra sus puertas a las cinco. Suena Thin Lizzy, no sé el título del tema, el dolor en ocasiones no tiene nombre, duele y ya. Ahora entiendo a mi viejo: nada de flores, nada de mariconadas…













11 comentarios:

  1. Estimado Raúl, excelente tu cuento!! Me encantó, me siento totalmente identificada con el padre, ya que sigo escuchando mi música y escucho algo nuevo y tal vez descubro algo bueno y lo rescato, pero no me egancho: yo ya tengo mis preferidos que me emocionan permanentemente. Bravo Raúl!!
    También me gusto la mascota y jugué con el!!!
    Voto por Titán, abrazo Esther Ledesma

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias Esther, me alegro mucho que te haya gustado y el padre es un poco todos nosotros que a pesar de lo que nos imponen decidimos todavia que nos emociona y que no.
      Un voto para Titan entonces... Un saludo

      Eliminar
  2. Muy bueno el cuento, también cuanta verdad vivida. Seguí escribiendo que entretiene y gusta . Adelante !!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Gracias! Voy a seguir escribiendo entonces!!

      Eliminar
  3. JUGUÉ CON LA MASCOTA , VOTO POR BOBY.

    ResponderEliminar
  4. Ya se lo he dicho pero sepa usted que le pone lucidez a un monton de ideas que uno tiene pero no sabe expresarlas y es grato leerlas de mano suya.
    Nuestra amistad tiene "vuelo" propio, a veces siento como propia la militancia de uds, sabiendo nuestros origenes tambien es propio ver como sobrevivimos dignamente varios de nosotros y pudimos superar el estigma del "pibe cabeza de barrio" al cual estabamos condenados.

    ResponderEliminar

  5. A Santiago Roman Rego, Marcela Roldán, Chianese Mariana y 16 personas más les gusta esto.

    Yael Di Giuliano faaa! fue inevitable no emocionarme!! muy bello!!
    El 30 de agosto a la(s) 14:27 · Me gusta

    Roiro Bibiano arraca bien pero despues la leo a la noche gracias por compartir algo para leer
    El 30 de agosto a la(s) 14:35 · Me gusta

    Víctor Del Vento excelente Raúl!!!!!
    El 30 de agosto a la(s) 15:11 · Me gusta

    Karina Mabel Haurat ....nada de flores, nada de mariconadas…
    El 30 de agosto a la(s) 16:07 · Me gusta · 1

    Patricia Guzman gracias Amigo!
    El 30 de agosto a la(s) 19:25 · Me gusta

    Patricia Guzman Mi papa cada vez que lo llamaba me peguntaba y donde estas ahora? en NEW YORK papa hace 4 años! por suerte pude volver antes de su viaje eterno....
    El 30 de agosto a la(s) 19:27 · Me gusta · 1

    Lety Alvarez ESTO QUE ESCRIBISTE RAUL ME HA HECHO IR CORRIENDO A DARLE UN BESO Y UN ABRAZO A MI PADRE SIN ENTERDER EL PORQUE !! DIOS LLAMO A MI HIJO ANTES QUE A MIS PADRES Y ELLOS SON LOS QUE M...Ver más
    El 30 de agosto a la(s) 22:03 · Me gusta · 1

    Karina Haurat Gracias primo!!... por compartir algo tan maravilloso!!!... besos!!!...
    El 31 de agosto a la(s) 0:16 a través de móvil · Me gusta

    Paula Florit mUY LINDO RÁUL, me hiciste acordar a mi papá. besos
    El 31 de agosto a la(s) 9:20 · Me gusta

    Benitez Claudia gracias por compartir algo tan bello!!!!!!!!!!!!
    El 31 de agosto a la(s) 10:36 · Me gusta

    Lili Benitez MUY BUENO RAUL! GRACIAS!
    El 31 de agosto a la(s) 10:59 · Me gusta

    Maru-Pancho Gimenez Esquivel FANTÁSTICO !!!!!!! UN ESCRITOR que da vida a sus palabras !!!!
    El 31 de agosto a la(s) 17:51 · Me gusta

    Maru-Pancho Gimenez Esquivel VAMOS POR UN LIBRO !!!!!
    El 31 de agosto a la(s) 17:58 · Me gusta

    Valeria Lopez Finamore Sin palabras!!! Simplemente GENIAL!!!
    El 31 de agosto a la(s) 21:46 · Me gusta

    Juan Facundo Fernandez Caceres Inevitable no emocionarse...te felicito!!!
    El 2 de Septiembre a la(s) 12:34 · Me gusta

    Fernando Ortiz Muy bueno , tiene todo lo que debe tener , Genial .
    El 3 de Septiembre a la(s) 1:00 · Me gusta

    Marcelo Castro simplemente emocionante....gracias
    El 4 de Septiembre a la(s) 13:19 · Me gusta

    Silvia Marisa Carbajal Coincido con todos ( y todas dirías la presidenta) que me preceden...excelente relato...se que está ficcionado pero se también que perfectamente el joven que sube a ese avión puede...Ver más
    El 4 de Septiembre a la(s) 14:46 · Me gusta

    Marcela Flavia Laforgia Qué loco, NEGRA... ERAS COMPAÑERA EN EL ICO DE HAURAT? Yo de su hermana. Lindo. Simple. Real.
    Hace 3 horas · Me gusta

    ResponderEliminar
  6. Diego Miguel Brienza MUY BUEN...LA PUTA MADRE....MUY BUENO...!!!!!
    El 13 de septiembre a la(s) 19:25 · Ya no me gusta · 1

    Raúl Haurat Gracias por tomarse el tiempo de leer y comentar además, si despertó algo yo me doy por contento… ya sea una sonrisa, un abrazo o un recuerdo, solo me queda decir que las cosas buenas de la vida no son muchas, en mi caso: leer un cuento a mi hijo, compartir un mate con la familia, hablar con mi vieja, recordar a mi viejo, un vino con los amigos y alentar a San Lorenzo, todo lo demás… es accesorio. ¡Muchas Gracias!
    El 13 de septiembre a la(s) 21:00 · Me gusta · 6

    Pepe Luis · Amiga de Patricia Bruno y 3 personas más
    Brindemos por la sal de la Tierra
    El 18 de septiembre a la(s) 17:46 · Ya no me gusta · 1

    Aixa Toscano Q lindo!! no puedo evitar tratar de imaginart ahora xq los recuerdos q tengo tuyos son del secun, d q eras super revoltoso y q nunca me animé a hablar mucho c vos. Hermoso en el hombre q t convertiste
    El 18 de septiembre a la(s) 23:05 · Ya no me gusta · 1

    Luciana Lucero Gracias por compartir esto con todos nosotros, gracias por siempre calar hondo con las palabras. Un beso enorme, Rauli.
    El 20 de septiembre a la(s) 15:44 · Ya no me gusta · 1

    Mirtha Roa Arza te felicito Raul por lo has escrito muy bueno, pero tambien porque sos cuervo, no lo sabia
    El 24 de septiembre a la(s) 16:20 · Ya no me gusta · 1

    Karina Guillen Que hermoso!!! me hiciste emocionar mucho!!! Un beso enorme.
    El 29 de septiembre a la(s) 16:29 · Ya no me gusta · 1

    Julián Delgado GENIAL!!!!! no tengo nada más que agregar...
    El 30 de septiembre a la(s) 2:57 · Ya no me gusta · 1

    Fernandez Mariana Josefina Me encanta, tenes una manera fresca de decir, pero a la vez, fragilidad, y eso hace que uno te lea despacio, atenta a cada pausa...
    El 2 de octubre a la(s) 14:21 · Ya no me gusta · 1

    ResponderEliminar
  7. Silvina:
    Me gustó mucho el cuento!... y pensar que yo me volví de Londres porque lo ví llorar a mi viejo cuando me volvía para allá!...parecido no?

    ResponderEliminar